Especialista explica sobre este tema en el Año Nuevo.

Lima, 02 Enero 2022, (ANDINA).- Las personas con buen comportamiento crediticio pueden acceder a la compra de deudas por parte de las entidades financieras, señaló la coach financiera Fabiola Luque.

“Todas las entidades financieras tienen un registro de nuestro comportamiento crediticio; es decir, si hemos pagado a tiempo (los créditos) o nos atrasamos (en los pagos). Eso nos genera una nota y mientras mejor sea la nota, mejor estamos vistos en el sistema financiero”, explicó.

Ello hace más probable que otros bancos ofrezcan comprar la deuda, que es trasladar la deuda de una entidad bancaria a otra; aunque también existen compras de deudas internas, refirió.

“Por ejemplo, una persona tiene una tarjeta de crédito con una deuda de 5,000 soles y otro banco le ofrece un crédito efectivo o préstamo personal por ese mismo monto, pero a una tasa de interés más baja para que con ese dinero cancele en su totalidad la deuda de la tarjeta de crédito. Así se queda con el crédito nuevo a menor tasa y eso es una compra de deuda”, comentó.

La compra de deuda se observa más en préstamos de consumo, pero ahora hay bastante adquisición de deudas hipotecarias porque son créditos más grandes y los bancos hacen campañas internas y estrategias para captar esas deudas que las personas tienen en otros bancos, sostuvo.

Así (las entidades) ofrecen adquirir la deuda hipotecaria a tasas menores y eso conviene siempre y cuando se analicen los plazos que brindan, pues usualmente se busca que el plazo sea el mismo y la tasa más baja para que convenga vender la deuda, señaló.

Ahora podría ocurrir que el plazo sea mayor, pero en ese caso por más que la tasa de interés sea menor, se terminaría pagando más, siendo esta opción recomendable para las personas que están demasiado endeudadas, pues tendrían más plazo y cuotas más bajas, comentó.

Consolidación de deudas

En la adquisición de deuda, la entidad financiera puede comprar varios créditos de una persona, consolidando todos los créditos en una sola deuda con una tasa de interés menor.

“Por ejemplo, una deuda de tarjeta de crédito y un préstamo personal se consolidan en una sola deuda y a una tasa menor”, agregó.

Esta alternativa conviene porque resulta más barata y permite un mejor orden al ser un solo crédito, sostuvo.

Las personas siempre deben analizar las propuestas de su misma entidad financiera y de las otras instituciones para compararlas, comentó.

Por último, mencionó que la compra de deuda también ocurre en los créditos corporativos, pero con parámetros distintos.

Print Friendly, PDF & Email