La selección nacional arribó a Moscú en un ambiente cálido con la ilusión de convertirse en una verdadera sorpresa en su reestreno en una Copa del Mundo.

Moscú, 10 de Junio, (ANDINA).– La selección nacional arribó a Moscú en un ambiente cálido con la ilusión de convertirse en una verdadera sorpresa en su reestreno en una Copa del Mundo, certamen al que no asistía desde España 82. El técnico Ricardo Gareca liderá este grupo de 23 futbolistas que tienen el apoyo de 33 millones de peruanos.

Perú aterrizó en el aeropuerto internacional de Sheremetievo y desde allí se desplazará hasta el cercano Hotel Sheraton, separado del aeródromo por poco más de un kilómetro.

En el lujoso establecimiento la Bicolor, que no jugará ningún partido de la primera fase en Moscú, se concentrará durante toda la Copa del Mundo.

Contará con la ventaja de prácticamente dormir en el aeropuerto para desplazarse a Saransk (16 junio, Dinamarca), Ekaterimburgo (21, Francia) y Sochi (26, Australia). Así evitará el caótico tráfico de la capital rusa.

Print Friendly, PDF & Email