Lima, 25 de Junio 2024, (ANDINA).- La presidenta de la república, Dina Boluarte Zegarra, destacó la sólida amistad entre Perú y la República Popular China durante la inauguración de la exhibición “Los Incas y sul Tawantinsuyo, la tierra de los cuatro suyos” en el Museo de Nanshan, de Shenzhen, en China.

“Quisiera destacar que esta muestra arqueológica no solo es una exhibición cultural sino también un símbolo de la sólida amistad entre nuestros dos países. A lo largo de los años, Perú y China han fortalecido sus lazos, no solo en términos de comercio, inversión, política y diplomacia, sino también a través de enriquecedor intercambio cultural y de los lazos pueblo a pueblo”, expresó la mandataria.

La jefa de Estado dijo que era un honor iniciar su visita oficial a la República Popular China con la inauguración de una muestra sobre el Imperio Inca, una civilización avanzada que integró las prácticas, conocimiento y tecnología de culturas precedentes.

“Esta exhibición itinerante que viene recorriendo los museos más prestigiosos de toda Chinas presenta más de 150 piezas originales provenientes de 14 museos peruanos”, señaló.

La presidenta Boluarte mencionó que la muestra abre una venta para que el pueblo chino pueda sumergirse en la historia de una civilización milenaria.

“Al sumergirnos en esta experiencia reconoceremos la importancia de preservar y celebrar nuestra identidades culturales. Esperamos que esta ventana museística a la historia y arqueología peruana anime al pueblo chino a explorar más allá, visitando el Perú y sus múltiples destinos turísticos fortaleciendo aún más nuestros lazos de amistad”, expresó.

La mandataria resaltó que en los visitantes a la exhibición podrán conocer Machu Picchu, Sacsayhuamán, el Valle Sagrado, así como como muestras de culturas pre incas como Kuelap, Chan Chan, las Líneas de Nazca, entre otras.

Al finalizar su discurso la presidenta de la república agradeció a todas las personas que se involucraron e hicieron posible exhibir una muestra de la cultura peruana en China.

La exhibición permanecerá en la República Popular China hasta marzo de 2025.

Print Friendly, PDF & Email