Tras la operación, la paciente reaccionó favorablemente y pudo ser dada de alta a los 3 días

Lima, 07 de Junio 2022, (ANDINA).- En una compleja y difícil operación, médicos del Hospital de Emergencias Villa El Salvador (Heves), del Ministerio de Salud (Minsa), extirparon un tumor de 7 kilos a una mujer que presentaba fuertes dolores en el abdomen y dificultades para realizar sus actividades normalmente.

La madre de familia de 45 años ingresó al Heves debido a la dolencia que manifestaba pero grande fue la sorpresa de los médicos cuando, al hacerle la evaluación de exámenes por imágenes, se les descubre un tumor gigante, sospechoso de cáncer de ovario con comportamiento incierto, por lo que debieron actuar de manera rápida y radical.

La mujer tuvo que ser intervenida luego de ser sometida a estudios y exámenes auxiliares, tras los cuales se le sometió a una compleja operación que duró más de tres horas y que consistió en una histerectomía total (extirpación del útero) en la que también se extrajo por completo un tumor gigante de aproximadamente 7 kilos de peso.

La operación estuvo a cargo de un equipo multidisciplinario de cirugía, enfermería y anestesiología, liderados por la unidad oncológica.

“La intervención quirúrgica fue una prioridad para solucionar los síntomas de dolor de la paciente, lo cual le impedía desarrollar sus actividades con normalidad. Tras la operación, la paciente reaccionó favorablemente y pudo ser dada de alta a los 3 días; Sin embargo, aún deberá seguir sus controles posteriores para evaluar la evolución de su estado de salud”, indicó el doctor Mario Riveros Bejarano, cirujano gineco-oncólogo del Heves.

Cáncer de ovarios

Los síntomas más frecuentes de cáncer de ovario son: sangrado o secreción vaginal que no es normal para la paciente, dolor o presión en el área pélvica, dolor abdominal o de espalda, sensación de hinchazón y llenura muy rápida o dificultar al comer, cambios en sus hábitos de ir al baño, como necesidad de orinar con mayor frecuencia o urgencia y/o estreñimiento.

Asimismo, se recomienda que las mujeres entre los 25 y 29 años acudan a realizarse un despistaje oncológico cada 3 años y para el caso de mujeres con antecedentes familiares de cáncer o aquellas que tengan más de 40 años a más deben realizarse el despistaje de manera anual. Del mismo modo, se recomienda cambios saludables en los hábitos alimenticios y en los estilos de vida de las pacientes.

Print Friendly, PDF & Email