Nelson Manrique consideró que el caso de Susana Villarán afectará a la izquierda, pero también puede ser una oportunidad para que se diferencie de los partidos de derecha respecto a la corrupción.

Lima, 15 Mayo 2019, (ANDINA).- El sociólogo Nelson Manrique consideró que el caso de la exalcaldesa Susana Villarán afectará a la izquierda, pero afirmó que también puede ser una oportunidad para que este sector político se diferencie de los partidos de derecha respecto a la corrupción.

Sostuvo que la corrupción es un virus que puede afectar a todos, tanto partidos de derecha como de izquierda, porque para este flagelo no hay barreras ideológicas, pero la diferencia puede establecerse “en la manera como se encara”.

“Por ejemplo, tenemos al fujimorismo y el Apra encubriendo a acusados de corrupción para que no respondan por sus actos. Sin ir muy lejos, ocurrió lo de Mauricio Mulder y Jorge del Castillo que pusieron trabajadores fantasmas, algo que es punible y que merece un desafuero”, precisó el historiador y analista de izquierda.

En cambio, dijo, la izquierda ha tenido una respuesta compacta frente a la prisión preventiva de Villarán, respaldando el trabajo de los fiscales y dejando como mensaje que “la ley debe ser igual para todos”.

“No había ninguna intención de apañar o blindar, esa es la diferencia entre derecha e izquierda”, sostuvo a Andina.

Asimismo, precisó que, con miras al futuro, la izquierda peruana debe demostrar con coherencia ese compromiso de lucha contra la corrupción, para lo cual necesita establecer una vigilancia interna a fin evitar nuevos hechos ilícitos entre sus miembros.

“(La prisión preventiva de Villarán) va a afectar inevitablemente, pero depende de la izquierda si esto hace un gran daño o, por el contrario, se convierte en una oportunidad para demostrar esas diferencias con la derecha en cuanto al combate contra la corrupción”, señaló.

Según mencionó, lo ocurrido con Villarán, quien llegó a la alcaldía de Lima con el apoyo de los partidos de izquierda, será utilizado por la derecha para sustentar una crítica supuesta desestabilización de estas agrupaciones políticas.

Print Friendly, PDF & Email