El equipo especial del Ministerio Público para el caso Lava Jato identificó 2,000 transacciones bancarias sospechosas en el marco de 19 investigaciones que tiene en curso.

Lima, 10 Setiembre 2017, (ANDINA).- El equipo especial del Ministerio Público para el caso Lava Jato identificó 2,000 transacciones bancarias sospechosas en el marco de 19 investigaciones que tiene en curso, relacionadas con presuntos actos de corrupción de empresas brasileñas.

Marcial Páucar, fiscal supraprovincial y miembro del equipo especial, informó que las transacciones fueron identificadas en 71 cuentas bancarias congeladas e inmovilizadas en el país, así como en Bahamas, Brasil, Islas Vírgenes Británicas, Reino Unido, República Dominicana y Suiza.

Según detalló, las investigaciones implican también a un sinnúmero de empresas offshore, creadas con el fin de dificultar la identificación de la procedencia ilegal del dinero.

“Es como crear un laberinto en el sistema financiero a efectos de hacer perder el rastro”, indicó en el programa Sin Reserva, donde refirió que el Ministerio Público continuará investigando para dar con todos los implicados en este megacaso.

Dijo, además, que hay personas que se están acercando al Ministerio Público para acogerse a la colaboración eficaz, al recordar que entre los procesos de colaboración eficaz ya conocidos están los de José Francisco Zaragoza Miel, Gil Shavit, Jorge Barata y Joseph Maiman.

Además, dio a conocer que se han cursado 49 solicitudes de cooperación internacional, de las cuales seis han sido atendidas a la fecha.

“Hay una gran cantidad de información que está llegando poco a poco”, precisó Paúcar, quien aclaró que a la vía formal se deben adicionar los casos de colaboración espontánea entre las fiscalías de los países involucrados en el caso Lava Jato.

Frente a las críticas por el ritmo de las investigaciones, sostuvo que se está realizando un trabajo arduo y en coordinación con las fiscalías especializadas en lavado de activos.

El magistrado recordó que el caso ‘Lava Jato’ involucra a tres gobiernos, y es la primera vez en la historia judicial del Perú que se tiene un caso de lavado de activos que comprende tres tipos de criminalidad: clásica, gubernamental y empresarial, algo que no se dio, por ejemplo, en el caso Fujimori – Montesinos.

“La vinculación entre estos tres tipos de criminalidad nos obliga a realizar investigaciones con una gran cantidad de información”, refirió.

También indicó que se han allanado 30 inmuebles, en los que se han incautado casi 3,000 equipos electrónicos, más de 50 equipos celulares, así como gran cantidad de documentos, entre los que destacan libros contables, estados de cuentas y agendas que vienen siendo analizadas.

Print Friendly, PDF & Email