Madai Urteaga Quispe es una joven que tan solo con 23 años de edad deshoja margaritas para decidir en qué universidad estudiará un doctorado. 

Lima, 10 de Marzo 2019, (ANDINA).- Madai Urteaga Quispe es una joven que tan solo con 23 años de edad deshoja margaritas para decidir en qué universidad estudiará un doctorado. Es que a esta talentosa mujer se la pelean nada menos que seis instituciones norteamericanas.

Su campo es la ciencia política y su futuro lo ve en ese sentido y lo tiene clarísimo. Es más, desde que salió del Colegio de Alto Rendimiento (COAR) en el 2012 ya asomaba en sus deseos el ser presidenta del Perú.

Aún se ha decidido si entrará a las aulas de MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts) o de las universidades de Princeton, Berkeley, Columbia, Cornell o Harvard.

“La decisión no pasa por el financiamiento que te ofrecen porque en todas es casi el mismo, sino por la malla curricular, los profesores y el prestigio de la universidad”, remarcó en entrevista concedida a la Agencia Andina.

Si bien en un comienzo le hizo feliz la idea de llegar a Harvard porque era su favorita, también considera que Princeton y Berkeley son magníficas opciones. La decisión la debe tomar antes del 15 de abril.

Pasado el periodo universitario, para Madai la idea de ser presidenta o tener otro cargo público ya no es la más importante. Más bien ella se ve – en unos cinco o seis años – como una investigadora de los fenómenos políticos y tiene la intención de regresar al Perú para aplicar sus conocimientos.

El camino hacia una de esas prestigiosas universidades no le fue fácil. Primero tuvo que rendir un examen de razonamiento matemático y verbal en inglés, luego un examen del idioma inglés, presentar tres cartas de recomendaciones de profesores con los que haya estudiado o trabajado, una carta explicando por qué q quiere ir a esa universidad y un artículo académico que refleje su capacidad para ese trabajo.

Print Friendly, PDF & Email