Las compras realizadas por el Congreso, como en el caso de nuevos televisores, computadoras, e incluso flores son transparentes, aseguró el presidente del Congreso, Luis Galarreta.

Lima, 29 de Mayo 2018, (ANDINA).- Las compras realizadas por el Congreso, como en el caso de nuevos televisores, computadoras, e incluso flores por más de S/ 80,000, son transparentes y se ajustan al marco legal, aseguró hoy el presidente de ese poder del Estado, Luis Galarreta.

En una conferencia de prensa en la sede del Legislativo, Galarreta rompió su silencio y, ante las críticas formuladas a estas compras, explicó que estas son de carácter “netamente administrativo”, es decir, son ajenas a la Presidencia del Congreso o a los vicepresidentes.

“Desde enero se hace el plan anual de compras. Todo está dentro del marco legal, todo está trasparentando y dentro del presupuesto. Cualquiera puede entrar a mirar y preguntar (…). El auditor interno tiene que verificar todas las adquisiciones y dar su informe”, arguyó.

Galarreta aprovechó para descartar que los televisores vayan a ser utilizados por los congresistas para ver los partidos del mundial de fútbol, pues estos -afirmó- serán distribuidos en el Congreso todavía en el mes de agosto.

En ese sentido, el también legislador de Fuerza Popular consideró irresponsables a quienes afirman que los congresistas darán ese uso a los televisores, y reveló que en el Congreso anterior (2011-2016) fueron adquiridos 345 televisores sin que estalle “un escándalo”.

Sobre la adquisición de las flores para el Parlamento, dijo que estas no son para la Presidencia ni para las vicepresidencias del Congreso, sino que serán colocadas en las salas donde se cierran tratados o son recibidos los embajadores y otros visitantes.

Asimismo, refutó la versión de Kenji Fujimori sobre un supuesto aumento “asolapado” en la remuneración de los congresistas, y precisó que se trata de una asignación que data de hace más de siete años y se destina solo para la semana de representación.

“Eso siempre ha estado ordenado (…). Lo que ha hecho esta mesa es sincerar para que se pague impuestos, y esa asignación se mejoró porque ahora son siete días, ya no solo cinco (para la función de representación)”, manifestó el titular del Congreso.

Con relación a frase en la que llamó “mermeleros” a algunos medios de comunicación, Galarreta dijo esperar que los periodistas no se hayan sentido aludidos, y que él no se siente así cuando los legisladores son llamados “otorongos” o el Congreso una “cloaca”.

Tras ratificar su postura a favor de la iniciativa que plantea prohibir la publicidad estatal en los medios privados, señaló que “hay un montón de mermeleros”, incluso en Áncash, donde lanzó ese comentario, pero remarcó que no todos deben darse por aludidos.

Añadió que su comentario fue a título individual y “no tiene nada que ver con una amenaza escondida”, porque el éxito de esta norma, finalmente, dependerá de los votos de los congresistas.

Print Friendly, PDF & Email