La Municipalidad de Lima inicio el mantenimiento integral de la plaza San Martín tras los daños sufridos durante la última protesta gremial.

Lima, 21 Setiembre 2017, (ANDINA).- La Municipalidad de Lima inicio el mantenimiento integral de la plaza San Martín tras los daños sufridos durante la última protesta gremial que tomó este espacio por cerca de un mes, anunció la comuna edil.

Jorge Paurinotto, subgerente de Servicios a la Ciudad y Gestión Ambiental de la comuna, explicó que los trabajos incluyen la remoción de áreas verdes dañadas y el baldeo de pisos y mobiliario urbano, incluidas bancas, balaustradas, fuentes y piletas deterioradas y sucias.

Dijo que el municipio lidera esta labor luego de acabar con el proceso de evaluación de daños y la adquisición de bienes y servicios no contemplados en el presupuesto de mantenimiento ordinario de la plaza cuyas áreas verdes fueron arruinadas en un 90%.

“Para adquirir estos bienes hemos cumplido escrupulosamente con la normatividad del Organismo Supervisor de las Contrataciones del Estado (OSCE) pues este trabajo exigió un presupuesto adicional”, refirió el funcionario.

Añadió que los trabajos incluyen también el retiro de pintas sobre superficies delicadas como el mármol. “Hablamos de cerca de 95,000 soles que le cuestan a todos los vecinos de Lima”.

Paurinotto Devotto refirió que por ahora los jardineros municipales están retirando el grass quemado por la urea y el nitrógeno “producto de haber sido utilizado como letrina pública”.

Indicó que estos espacios que serán reemplazados por ocho paños de 5,500 metros cuadrados de nuevo grass y alrededor de 40000 flores y plantas que devolverán prestancia a la centenaria plaza en siete días.

Refirió que su despacho también cambió las luminarias dañadas durante la protesta, algunas de ellas usadas como soportes para colgar banderolas, así como 40 aspersores de riego que también fueron deteriorados.

Hoy el barrido y baldeo en la plaza se realiza con una frecuencia de tres veces al día.

“En las noches, la gente usa principalmente las bancas de la plaza como letrinas. Hacemos un llamado a la población para que no malogre los espacios públicos y no dañe el patrimonio cultural pues la cantidad de urea puede ir carcomiendo la superficie de estas estructuras antiguas”, puntualizó.

(Visitado 24 veces, 1 visitas hoy)