Año del Buen Servicio al ciudadano.

El manejo del dinero al iniciar la vida profesional

Si ya trabajas, habrás notado lo genial que es ganar dinero con tu propio esfuerzo y poder gastarlo en lo que quieras; sin embargo, debes saber administrarlo bien.

Lima, 28 Agosto 2017, (El Informante Perú).- Si ya trabajas, habrás notado lo genial que es ganar dinero con tu propio esfuerzo y poder gastarlo en lo que quieras; sin embargo, debes saber administrarlo bien. Por ello, el ABC de la Banca del BCP (www.abcdelabanca.com) te brinda algunas recomendaciones para que puedas organizar correctamente tus gastos y tus finanzas personales desde el primer momento que empiezas a generar tus propios ingresos.

1. Mantente informado sobre tus finanzas. Empezar a trabajar trae consigo grandes responsabilidades, entre ellas, la administración de tu dinero. Para ello, hacer un presupuesto es la mejor herramienta. Tómate unos minutos para sentarte a distribuir tus gastos en los principales rubros en los que destinarás tu dinero, ten en cuenta la movilidad, refrigerios, ropa o entretenimiento. Revisa semanalmente cómo vas según el presupuesto qué armaste, así podrás identificar si te estás excediendo en algún rubro y cómo puedes compensarlo a la semana siguiente.

2. Controla tus impulsos. Es bastante común que al recibir tu primer sueldo sientas que puedes comprarte todo. Controla tus impulsos y pregúntate si realmente es de vida o muerte comprar eso que estas deseando. Esto es más importante aún si adquieres una tarjeta de crédito. Recuerda que lo que gastes con tu tarjeta de crédito tienes que pagarlo a fin de mes para no generar intereses. No es recomendable que al empezar tu vida económica te llenes de deudas que no sabes como pagarás después. Date un gusto pero siempre piensa hacia el futuro!

3. Prioriza y reduce tus gastos: Trabajar trae consigo una serie de gastos que no tenías contemplados antes. A tu presupuesto debes añadir el transporte, refrigerio, vestimenta para trabajar, etc. Te recomendamos revisar tus gastos e identificar cuáles son muy necesarios y cuáles puedes reducir. Algunos ejemplos para reducir gastos son llevar lonchera; compartir la movilidad con compañeros de oficina; usar bicicleta, si las rutas son cercanas y seguras; en caso se den actividades como almuerzos de integración o cumpleaños, participa en las que se encuentran dentro de tus posibilidades y no excedan del monto que tienes presupuestado para el mes.

4. Ahorra: Es probable que los ingresos que percibas en esta etapa no sean tan altos, pues es parte del inicio de tu camino profesional. Sin embargo, es importante que tengas la costumbre de ahorrar. Tener una meta clara te motivará a hacerlo. Por ejemplo, viajar, una laptop, pagar tus estudios, comprarte un carro, etc. Te recomendamos destinar un monto fijo o un porcentaje de tu sueldo al ahorro. No importa si no es mucho al comienzo. Lo importante es generarte el hábito. Lo mejor es guardar tus ahorros en una cuenta distinta a la que tienes para recibir tu sueldo, eso te ayudará a no gastarlos en cosas innecesarias y evitar “tentaciones”.

Con estos consejos podrás iniciar tu vida profesional y económica de manera más ordenada.

Ver galeria de fotos
(Visited 8 times, 1 visits today)

Deja un comentario