El contralor Nelson Shack Yalta anunció que fortalecerá la capacidad técnica de la Contraloría  para supervisar de cerca el proceso de reconstrucción de las zonas afectadas por El Niño costero.

Lima, 29 Julio 2017, (ANDINA).- El contralor Nelson Shack Yalta anunció que fortalecerá la capacidad técnica de la Contraloría General de la República para supervisar de cerca el proceso de reconstrucción de las zonas afectadas por El Niño costero.

Comentó que la Contraloría definirá una estrategia en función de cómo la Autoridad para Reconstrucción con Cambios ejecute las más de 9,000 obras que realizaría, con un presupuesto estimado de 20,000 millones de soles.

En declaraciones a la Agencia Andina, Shack indicó que para ejecutar este control se requiere de un mayor presupuesto que les permita tener los recursos humanos necesarios, especialmente ingenieros.

Aseguró que la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios debe definir si la ejecución de obras se realiza a través de transferencias a los gobiernos regionales y locales, o con la licitación de obras en grandes bloques.

“No puedo controlar algo que todavía no conozco, necesito conocer cómo se hará la reconstrucción, en función de eso diseñaremos cómo desplegamos nuestros recursos; espero recibir apoyo adicional para fortalecer nuestras capacidades técnicas y hacer el plan de acción concurrente”, apuntó.

Preciso que para diseñar su trabajo ha pedido una reunión con Pablo de la Flor, titular de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios.

Explicó que, si se optará por la vía de hacer una licitación de obras en grandes paquetes, la Contraloría piensa fijar hitos de esas construcciones, para realizar un control mensual que permita identificar posibles riesgos.

A los seis meses, indicó, se realizaría un corte en la obra para hacer un control posterior segmentado. Los hallazgos de su informe, en este caso, sí serían vinculantes.

Shack Yalta recordó que, de acuerdo a la ley que crea la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios, la Contraloría debe aprobar su plan de control 15 días después de conocerse el Plan de Reconstrucción del Ejecutivo.

Comentó que este control concurrente será un reto para la entidad que dirige, dado que serán alrededor de 9,000 obras a ser observadas, una labor complicada con el número de trabajadores que tiene ese organismo.

“Tenemos mil contralores, 550 abogados, 550 economistas y 200 ingenieros en todas las especialidades, si ponemos a todas a ver la reconstrucción nos quedamos cortos, pero tengan la seguridad que estaremos vigilando, no solo porque es necesario, sino porque hay un mandato legal”, refirió.

(Visitado 35 veces, 1 visitas hoy)